martes, 22 de mayo de 2012

De vez en cuando




Un día de estos, de vez en cuando y de cuando en vez, 
una fragancia me nubla el juicio, 
me arrebata la calma y me hunde el sentido. 

Días tan terribles, días en los que tu mirada se asoma y juega con mi imaginación.
De vez en cuando y de cuando en vez me pregunto tu nombre, 
me pregunto tantas cosas que mis silencios acuden al llamado.

De vez en cuando y de cuando en vez pido tregua al sueño para salir del abismo, 
ni toda la prosa y rima del planeta alcanza para cambiar las cosas, 
sencillamente jodido.